Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La CUP llama a proteger su sede de una protesta de la extrema derecha

Los anticapitalistas denuncian que la Junta Electoral y el TSJ se han inhibido y no prohíben la concentración de Somatemps

Simpatizantes de la CUP en la concentración frente a su sede el pasado 20 de septiembre con motivo de los registros policiales.
Simpatizantes de la CUP en la concentración frente a su sede el pasado 20 de septiembre con motivo de los registros policiales.

La CUP ha realizado un llamamiento a su militancia para que acuda a proteger su sede, en Barcelona, de la concentración que ha convocado el grupo de extrema derecha Somatemps a pocos metros del local. Los anticapitalistas tienen previsto celebrar hoy un consejo político para aprobar el programa electoral con el que concurrirán a las elecciones del día 21. La dirección del partido denunció la convocatoria de Somatemps ante la Junta Electoral y el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) que, según un comunicado de los cupaires, se ha inhibido autorizando la manifestación.

Según la CUP, los dos organismos se han inhibido y han trasladado el asunto al Departamento de Interior que controlado por el Ministerio del Interior a raíz de la aplicación del artículo 155. Por ahora, los mossos no han realizado un informe sobre el conflicto. Jordi Salvia, candidato número cinco de la lista por Barcelona, ha reprochado tanto a la Junta Electoral como el TSJ haber dejado a la CUP  en "absoluta indefensión". "Por eso nos vemos obligados a hacer un cordón de seguridad ante la sede que permita reunirse a los representantes del Consejo Político"

El pasado lunes, la CUP emitió sendos escritos a Interior y a la Junta Electoral de Zona de Barcelona en la que pedían la suspensión de la convocatoria de la concentración realizada por la entidad Por España me atrevo y que ha recibido el apoyo de Somatemps. El lema es Els carrers ja no son vostres (en réplica a uno de los lemas de la CUP) y en el cartel se mofan de la exdiputada Anna Gabriel. Salvià ha sostenido que la concentración de este sábado es la continuación de lo sucedido el pasado día 20 cuando la policía intentó entrar en el local y desistió ante la presencia de los cientos de militantes cupaires.

La Junta electoral y el TSJ nos han dejado en absoluta indefensión", afirma Jordi Salvia

"Ese día el Estado pretendía asaltar de forna ilegal nuestra sede de la mano de la policía y esta vez vienen de la mano de la extrema derecha. Los recibiremos como entonces de forma calmada y pacífica pero de pie y decididos a no dejarnos intimidar". Los abogados de la CUP están estudiando impugnar la composición de la junta electoral al considerar que están actuando de "parte" cuando se inhibe en la concentración de la extrema derecha pero, en cambio, prohíbe a un grupo de jubilados concentrarse en en Reus "en favor de los presos políticos, imponer a TV3 un nuevo libro de estilo, obliga a retirar pancartas en favor de la democracia o persigue el color amarillo".