Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Guindos, favorito en Alemania para suceder a Dijsselbloem en el Eurogrupo

El ‘Handelsblatt’ dice que la presidencia será para el ministro español si se presenta

Luis de Guindos
El ministro de Economía, Luis de Guindos.

Es un secreto a voces: si Guindos levanta el dedo, será presidente del Eurogrupo, aseguraba este lunes el diario alemán Handelsblatt. Los ministros de Finanzas de la zona euro elegirán al sucesor del holandés Jeroen Dijsselbloem el próximo lunes. El plazo para presentar candidaturas expira a mediodía de este jueves. "Si Luis de Guindos aspira al puesto, probablemente lo obtendrá", resume el rotativo de Düsseldorf. Guindos ha reiterado, en público y en privado, que no será candidato: su equipo afirma que las opciones de que cambie de parecer son limitadas. "La prioridad de España es recuperar el sillón en el consejo del Banco Central Europeo", según fuentes del ministerio.

El problema de Guindos es que el BCE no ve con buenos ojos que un ministro se siente en el consejo de gobierno de una institución que se ha visto obligada a tomar duras decisiones durante la Gran Recesión. Las acusaciones de politización del Eurobanco arreciarían con Guindos —que además carece de experiencia en el mar de los sargazos de los bancos centrales— en Fráncfort.

Fuentes europeas explican que el ministro español tiene opciones en el BCE, pero ven más probable el Eurogrupo. El gran handicap de Guindos para esa silla es que todas las presidencias de las instituciones europeas serían así del Partido Popular Europeo. Su mejor baza es que los mejores candidatos se han retirado: el francés Bruno Le Maire se ha echado atrás en las últimas semanas (y tiene dificultades añadidas porque el comisario de Economía es otro francés, Pierre Moscovici), y el italiano Pier Carlo Padoan tiene muy próximas las elecciones (y un obstáculo aún mayor: Mario Draghi). El luxemburgués Pierre Gramegna, el eslovaco Peter Kazimir, el austriaco Hans-Jörg Schelling y el portugués Mario Centeno se han postulado oficiosamente para el puesto: Guindos tiene más experiencia que todos ellos en el Eurogrupo y cuenta con el aval de Berlín. Pero ya fracasó hace dos años y medio, y puede tener más interés en el BCE. Aun así, "se lo está pensando", apunta el influyente Handelsblatt citando fuentes de Bruselas.

Más información